Download Por qué deje de ser de izquierdas by Javier y Noya, Mario Somalo PDF

By Javier y Noya, Mario Somalo

Federico Jiménez Losantos, Pío Moa, Amando de Miguel, Javier Rubio, José María Marco, y otras grandes figuras mediáticas juntas, en un solo libro, hablando de su evolución ideológica y revelando suculentos detalles de sus biografías. Son 10 entrevistas-testimonios, de los periodistas que hoy representan un fuerte polo de opinión en España, en torno a dos influyentes medios de comunicación: COPE y Libertad electronic. ¿Cómo se explica que muchos de los mejores periodistas e intelectuales que hoy, en España, representan a los angeles opinión pública de derechas, fueran fervientes militantes de los angeles extrema izquierda en su juventud? Primeros espadas de l. a. talla de Federico Jiménez Losantos, Pío Moa o Amando de Miguel se confiesan en este libro con Javier Somalo, director de Libertad electronic, para desvelar esta apasionante y -en no pocas ocasiones- arriesgada evolución biográfica e ideológica.

Show description

Read or Download Por qué deje de ser de izquierdas PDF

Best spanish books

Mientras mi Preciosa Duerme Spanish

Todo el hechizo y el suspense de los angeles maestra del mystery. Neeve Kearny debe de ser los angeles única character en Nueva York preocupada por l. a. desaparición de Ethel Lambston. Ethel, una famosa reportera de ecos de sociedad, es una de las mejores clientas de l. a. lujosa boutique que Neeve posee en Madison road.

Extra resources for Por qué deje de ser de izquierdas

Example text

OO. pide perdón por hablar en castellano. Dentro del partido no había tradición nacionalista. De hecho, era al revés. El primer Congreso de Cultura Catalana se celebró, naturalmente en la clandestinidad, en la abadía de Montserrat, y acabó siendo, más bien, el germen de la persecución del castellano. Lo recuerda Federico en su libro de la Barcelona que, en esa parte, empieza ya a dejar de ser. A la vuelta del Congreso, tras las disculpas del andaluz a la audiencia, la reflexión era desalentadora: �Para eso nos la jugamos, para que a la persecución del catalán le sucediera ahora la penitencia pública por hablar castellano?

El activismo no tardaría en presentarse, y no precisamente porque lo anduviera persiguiendo. Las izquierdas de la época eran muchas y de distintos pelajes, abundaban los grupúsculos, las células, e innumerables siglas con intenciones e ideario para todos los gustos y para darse de tortas entre ellos hasta el día del juicio final. Pero partido-partido, nos dice Federico, sólo había uno: el PCE, «El partido… porque no había más». [El PCE y los liberales —más éstos si cabe— eran los que Franco consideraba un peligro serio[5]].

10] El libro de referencia, traducido después por Javier Rubio, fue La enseñanza de la pintura (L'enseignement de la peinture), una colección de ensayos de Marcelin Pleynet que editó Tel Quel. He aquí un nuevo magma en el que un autor lleva a otro y éste a otros tantos. Izquierda y arte, otra vez. En Bandera Roja, era posible. Por eliminación, Javier me convence y entramos. Pero con tan mala fortuna que entonces está disolviéndose Bandera Roja y entrando en el partido. [11] Al entrar nos encontramos con que el sector de los intelectuales se ha desmantelado y, en tres meses, me encuentro yo de responsable del sector intelectual de Bandera Roja en Barcelona.

Download PDF sample

Rated 4.54 of 5 – based on 17 votes